Tipos de diseño gráfico

El diseño gráfico está por todas partes: detrás de cada página web, de cada octavilla, de cada fotografía o de cada revista hay un trabajo de diseño. Pero aunque se trate siempre de diseño gráfico, hay varios tipos que se clasifican en familias diferentes e iguales a la misma vez.

Los tipos de diseño gráfico más importantes

Aunque hay una infinidad de tipos que podemos encontrar dentro del mundo del diseño gráfico, los más importantes son el diseño editorial o diseño de catálogos, el diseño web y móvil, la fotografía, la ilustración, el diseño 3D, el diseño corporativo y el packaging.

Vamos a explicarlos uno por uno para entender en qué se diferencian cada uno:

Diseño editorial o diseño de catálogo

Dentro de este tipo de diseño gráfico se engloban las revistas de todo tipo, los catálogos, los manuales o las guías. Todos estos tipos de diseño gráfico requieren un fuerte impacto visual para atraer y mantener la atención de sus lectores. De poco sirve que el contenido sea bueno si no está bien organizado y presentado.

En el caso del diseño editorial, las fotografías tienen que ser nítidas, estar en el lugar apropiado, colocadas estratégicamente y de manera que despierten la curiosidad del lector.

Necesitan que el público se sienta atraído por lo que ve, que lo desee y que tenga la sensación de que lo necesita. Pero no solo la fotografía es importante en este campo, también lo es la letra, las separaciones, los títulos y todo lo relacionado con los textos.

Es el caso del diseño editorial enfocado a la edición de literatura. Es de máxima importancia la correcta paginación, estructura y espaciado para la lectura. Del mismo modo, el diseño de portadas crea personalidad propia.

En resumen, los especialistas en diseño editorial también se encargan de maquetar el trabajo de manera que la información llegue de forma atractiva al público.

Diseño web y móvil

Las páginas web, los blogs, las tiendas online, las aplicaciones móviles, las newsletters y la gran mayoría de lo que vemos y recibimos por Internet tienen un arduo trabajo de diseño detrás.

Cada detalle es controlado por códigos que dan forma a lo que ves. Estos requieren de un orden específico para formar las estructuras en las que se colocan las letras, los sonidos, las imágenes y los vídeos.

En este caso, se trata de un tipo de diseño orientado a la programación. Pero eso no significa que el diseño gráfico no juegue un papel importante, pues es él quien decide la imagen y el estilo de los elementos visuales.

Fotografía

El mundo de la fotografía ha cambiado mucho. Aunque sigue siendo necesario que un fotógrafo capte los momentos y realice buenas fotografías, el diseño digital permite mejorar las fotografías y lograr cosas imposibles.

Envejecer una fotografía, repararla, combinarla con otras imágenes, hacer desaparecer objetos y este tipo de cosas son posibles gracias al diseño fotográfico digital. Esto permite hacer más atrayente la publicidad, las imágenes corporativas y todo lo que contenga una fotografía.

No cabe duda del peso que tiene la fotografía en el diseño gráfico actual, pues cada vez vivimos más en una sociedad que se expresa en imágenes. Instagram es el más claro ejemplo donde marcar la diferencia con la fotografía, ya sean marcas o individuos.

Ilustración

Al igual que ocurre con las fotografías, el buen uso de las ilustraciones es básico para un negocio. El diseño de un logotipo será la marca identificativa de una empresa. Da igual dónde se vea, si está bien diseñada se recordará.

Lo anterior también se puede aplicar a las ilustraciones de libros, revistas, campañas publicitarias… Cuando son atractivas, sencillas y fáciles de recordar, logran fidelizar clientes.

La ilustración está muy presente en el diseño gráfico publicitario, dado que se trata de un proceso totalmente digitalizado donde la ilustración consigue dar el carácter y el estilo propio a los anuncios. Illustrator ha marcado un antes y un después.

Diseño 3D

El diseño 3D cobra cada día más importancia. Los videojuegos, las presentaciones de proyectos, la creación de series animadas y mucho más están estrechamente relacionadas con este tipo de diseño gráfico.

Por medio de complejos programas, y horas de minucioso trabajo, se puede dar vida a un personaje o realizar una visita virtual a una construcción. Los límites de lo tridimensional están aún por explorar. Las nuevas gafas de realidad virtual son un ejemplo de lo dicho.

Cada vez más la industria visual convierte en imprescindible este tipo de diseño gráfico. El diseño 3D, de hecho, ya se ha convertido en imprescindible en los grandes soportes audiovisuales, desde los anuncios de tele al cine.

Diseño corporativo

El diseño corporativo envuelve mucho más que simplemente hacer un logotipo. El diseño de  tarjetas, publicidad y de todo aquello que pasará a estar en la mano de los clientes y que lo identifiquen con el negocio también requieren de un diseño gráfico previo.

En este caso, el diseño corporativo habla de la personalidad de una empresa. ¿Qué sería de Apple sin su logo? Se ha creado toda una cultura alrededor de su diseño y personalidad.

Actualmente, las marcas necesitan diferenciarse cada vez más de la competencia y crear su propia identidad corporativa. En este caso, el diseño corporativo es la respuesta.

Diseño de empaques o packaging

Los recipientes en los que llegarán los productos de la empresa también son importantes. Que se identifiquen con la firma da un toque de distinción único y hacen publicidad allá por donde pasan.

Para ello existe este tipo de diseño gráfico, el cual es encargado de crear e imprimir el sello de la empresa en cajas, bolsas, envases, etcétera. Cada vez son más los pequeños negocios que apuestan por el packaging.

Es una manera de crear identidad, publicitarse y mostrar la personalidad de la marca. Además, no necesitamos crear canales, ya que forma parte del producto que podemos vender.

En definitiva, estos son los principales tipos de diseño gráfico que podemos encontrar. Actualmente, hay tendencias que se encuentran en ciertos ámbitos con el diseño gráfico.

Han cogido mucha relevancia conceptos como el UX (experiencia de usuario) y el UI (interfaz de usuario). En este segundo caso, el diseño gráfico juega el papel de decidir los estilos y colores, por ejemplo, de una app.

Te gusta el artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter
Share on linkedin
Share on Linkdin
Share on pinterest
Share on Pinterest

Deja un comentario